Escuela Sabatica Segunto Trimestre – “Cristo y su Ley” – Abril – Junio de 2014 – Introduccion

escuela sabatica 2do trimestre 2014

Guía de Estudio de la Biblia

CRISTO Y SU LEY

Leccion de escuela sabatica para el 2do trimestre del año 2014 (Abril – Junio) Titulo “Cristo y su ley” Autor: Keith Burton. En este trimestre estudiaremos sobre la Ley como fundamento del gobierno de Dios..

Contenido
0. Introducción……………………………………………………………….2
1. Las leyes en los días de Cristo…………………………………..5
2. Cristo y la Ley de Moisés……………………………………….12
3. Cristo y las tradiciones religiosas ……………………………19
4. Cristo y la Ley en el Sermón del Monte……………………..26
5. Cristo y el sábado…………………………………………………33
6. La muerte de Cristo y la Ley……………………………………40
7. Cristo, el fin de la Ley…………………………………………….47
8. La Ley de Dios y la Ley de Cristo……………………………..54
9. Cristo, la Ley y el evangelio…………………………………….61
10. Cristo, la Ley y los pactos……………………………………….68
11. Los apóstoles y la Ley……………………………………………75
12. La iglesia de Cristo y la Ley…………………………………….82
13. El reino de Cristo y la Ley……………………………………….89

La oficina de las Guías de Estudio de la Biblia para Adultos de la Asociación General de los Adventistas del Séptimo Día prepara estas Guías de Estudio de la Biblia. La preparación de las guías ocurre bajo la dirección general de la Comisión de Publicaciones de la Escuela Sabática, una subcomisión de la Junta Directiva de la Asociación General (ADCOM) que publica las Guías de Estudio de la Biblia. La guía publicada refleja la contribución de una comisión mundial de evaluación y la aprobación de la Comisión de Publicaciones de la Escuela Sabática, y por ello no representa necesariamente la intención del autor.

INTRODUCCIÓN

LA LEY Y EL AMOR

“Desde el origen de la gran controversia en el cielo, el propósito de Satanás
ha consistido en destruir la Ley de Dios” (CS 639).
¿Por qué? Porque la Ley, como fundamento del gobierno de Dios, expresa la
integridad moral del cosmos; y destruir la Ley sería destruir el orden moral de
la creación misma.
Piensa en ello. Si no existiera ningún dios, ni tampoco la vida, el universo
sería amoral. No inmoral, como si tuviera una moral mala, sino amoral, como si
no tuviera ninguna moral, porque nada en él –tal como rocas sin vida volando
en un cosmos sin dios− podría manifestar cualidades morales.
Sin embargo, Dios existe, y también los humanos, y hemos sido creados
como seres morales con la capacidad de dar amor y recibirlo. Para que este
amor exista, sin embargo, también debe existir la libertad, libertad moral, pues
el amor es un concepto moral que no podría surgir en un universo amoral (tal
como uno compuesto solo por rocas y espacio helado).
No obstante, la moralidad significa la capacidad de elegir el bien y el mal, lo
correcto y lo equivocado; y la única manera de que el universo sea moral, para
permitir el potencial del bien y del mal, de lo correcto y lo equivocado, es que
tenga una ley que defina lo correcto y lo equivocado.
Y, por supuesto, el universo tiene tal ley.
“¿Qué concluiremos? ¿Qué la ley es pecado? ¡De ninguna manera! Sin embargo,
si no fuera por la ley, no me habría dado cuenta de lo que es el pecado.
Por ejemplo, nunca habría sabido yo lo que es codiciar si la ley no hubiera
dicho: ‘No codicies’ ” (Rom. 7:7, NVI).
¿Es pecado ser pelirrojo? ¿Por qué no? Porque la Ley de Dios no prohíbe
tener el cabello rojo. Si lo hiciera, así como prohíbe la codicia, entonces tener
cabello rojo sería pecado. Pero, no puede ser pecado si no hay una ley divina
que lo defina como tal.
La moralidad sin ley es tan imposible como imposible sería un pensamiento
sin una mente.
Nuestro universo es moral porque Dios creó seres libres responsables ante su Ley. Si no hubiese una ley contra el codiciar, no existiría el pecado de la codicia; si no hay una ley contra el cabello rojo, no es pecado ser pelirrojo, sin importar cuántos codiciosos pelirrojos pueblen el cosmos.
Dios creó a los humanos como criaturas que pueden amar. No obstante, el amor no puede existir sin la libertad, libertad moral. Y la libertad moral no puede existir sin la Ley, la Ley moral. El amor descansa sobre la libertad, y la libertad descansa en la Ley. De allí que el centro del gobierno de Dios, el fundamento de ese gobierno –un gobierno de amor−, tiene que ser su Ley. Por esto, Elena de White escribió acerca del deseo de Satanás de “destruir la Ley de Dios”. El ataque a la Ley es un ataque no solo al carácter de Cristo, sino también al orden moral de la creación misma.
Por eso, el tema de este trimestre es Cristo y su Ley. Estudiaremos la Ley, especialmente por qué tantos cristianos, al comprender mal la relación entre la Ley y la gracia, caen en la trampa de negar la validez continua de los Diez Mandamientos, y así, sin quererlo, contribuyen al intento de “derribar” la Ley de Dios.
Sin embargo, la Biblia es clara: “Pues este es el amor a Dios, que guardemos sus mandamientos” (1 Juan 5:3). El vínculo entre amar a Dios y guardar sus mandamientos es más fuerte de lo que nos damos cuenta. Podemos amar a Dios porque vivimos en un universo donde puede existir el amor, y este puede existir porque el universo es moral. La moralidad está basada, por lo menos para nosotros como seres creados, en la Ley moral de Dios, el tema que ahora exploraremos.
Keith Augustus Burton es profesor de Religión en la Universidad Oakwood, donde también actúa como coordinador del Centro de Relaciones Adventistas-Musulmanas. Su tesis doctoral en la Universidad Northwestern se concentró en la función de la Ley en la Epístola de Pablo a los Romanos.

CLAVE DE ABREVIATURAS
CBA Comentario bíblico adventista, 7 tomos
CC El camino a Cristo
CS El conflicto de los siglos
DMJ El discurso maestro de Jesucristo
DTG El Deseado de todas las gentes
Ev El evangelismo
FLB The Faith I Live By [La fe por la cual vivo]
FO Fe y obras
FV La fe por la cual vivo
HAp Los hechos de los apóstoles
JT Joyas de los testimonios, 3 tomos
MR Manuscript Releases [Manuscritos liberados], 20 tomos
MS Mensajes selectos, 3 tomos
NVI La Biblia, Nueva Versión Internacional
PVGM Palabras de vida del gran Maestro
PP Patriarcas y profetas
ST Signs of the Times [Señales de los tiempos]
TI Testimonios para la iglesia, 9 tomos
BIBLIOGRAFÍA
Hoppe, Leslie J. “Ten Commandments”, en Eerdmans Dictionary of the Bible. Grand Rapids, Mich.: Eermans, 2000.

3 comments… add one
  • Hola: Aprovecho esta oportunidad para enviarlles mi mas sentidas felicitaciones a todo las personas que hacen possible se realize y difunda por Internet “La Escuela Sabatica”. Reciban un saludo desde “la Isla Del Cordero” ( Puerto Rico ) Adelante con la excelente tarea de la difucion de las “buenas nuevas ” a toda criatura de toda nacion tribu lengua y pueblo para los moradores de este planeta tierra.

    Reply
  • Exelente

    Reply
  • DIOS los bendiga .y sigan siendo vasos servicio para compartir el evangelio,árabes de sus comentarios.compartiendo la sabiduría que árabes del consolador les es otorgada

    Reply

Leave a Comment